viernes, 5 de noviembre de 2010

Otoño es igual a días más cortos.


En esta casa
no se caen las piedras
en el otoño.

Las gotas frías
no entran por rendijas
en fortalezas.

El viento silba
el otoño lluvioso
la piedra quieta.

Canta el viento
no se puede escuchar
la sinfonía.

La piedra sorda
Los cantos cambian color
a verde moho.



... Tuvo miedo y se aferró al hierro.
Sintió pánico al escuchar el golpe que recibió su madre gota al desparramarse en la tierra.
Sintió terror al ver que era  bebida y desapareció bajo el manto de tierra, allí abajo seguro todo es oscuridad "pensó la gota hija amarrada al hierro"

... Ese árbol fue el primero que se disfrazó de otoño,
los demás le seguirán en pocos días.
La magia del monte verde se llenará de multitud de pinceladas dadas por  el mejor pintor del mundo,  llamado naturaleza

2 comentarios:

Julia- Ch dijo...

Que bonito Isabel todo!!! texto y fotografías, que bonito es el disfraz de otoño con el que se viste la naturaleza , una auténtica sinfonia de colores.
Un abrazo amiga!!!.

isa dijo...

Gracias Julia, sí es precioso a pesar de que los dias son más corto y tenemos menos luz. Gracias.
Saludos y un abrazo