lunes, 5 de octubre de 2009

Mirando al cielo




Dulce de cielo
con espinas amargas
dulzura…quiero.


Como pájaro
viajo hasta tu boca
desgarro lengua.


Clavo espinas
en corazones dulces
vuelvo ariscos.


Besos al aire regalo
lanzo dardos envenenados
el odio pudre almas sanas.


Huye la luz, y nubes
besos emponzoñados
a su paso dejaron.


Besos espinados… no
besos acaramelados
para endulzar el mundo amargo



8 comentarios:

Cecilia_ dijo...

oh ! Isabel, estos versos ..
me llegaron.
A veces nos rodeamos de espinas para protegernos, el temor a salir lastimados nos aisla.
Sin embargo, suele haber algo dulce en el interior.. muy escondido. Sólo hay que atreverse, mostrarlo.. quizás vuelva en ternura, amor dulce .. es lo que todos ansiamos, no?

Besos.

isa dijo...

Hola Cecilia, si realmente es así, nos escondemos y protegemos rodeados de espinas, como estos higos chumbos. Y solo las apartamos cuando creemos que estamos a salvo de que no nos hieran. Y como estos higos que por dentro son inofensivos y muy ricos, la gran mayoría de las veces somos personas muy afables y muy tiernas, pero huidizas al barruntar algún pequeño amago que pueda nublar nuestra calma. Creo que así obra todo ser humano, pero algunas personas que son más sensibles, lo hacen más a menudo.

Gracias y un abrazo

Tony dijo...

Hermosa construcción con el dolor, una forma particular de expresión sobre este tema particular de la autoprotección.
Besos sin espinas.

isa dijo...

Gracias Tony. Creo que todo ser vivo se autoprotege. Los erizos por ejemplo se hacen una bola y no se puede llegar a ellos, pues hay muchos pinchos de por medio.
Hay flores que durante el día están cerradas, y en la noche se abren cuando ya no tienen peligro de que la luz las haga daño. Y así seguro muchas otros seres vivos.
Los humanos hacemos lo mismo, y a veces no es por temor a ser heridos, si no, que la mente humana es muy complicada. El estado anímico, las emociones, el clima, la luna, las hormonas,… influyen mucho en nuestro comportamiento.
Saludos y un abrazo sin espinas :-)

Julia- Ch dijo...

Hay personas que contruyen una coraza sobre sus sentimientos... por temor quizás , por inseguridad,o por egoismo porque no quieren sufrir, por muchas otras más razones , quien sabe, pero creo que es un error , no decir lo que sentimos. Ojala nunca tenga que decir... que hubiera sido de mi vida si yo hubiera dicho lo que sentia... si no hubiera callado mis sentimientos. Un gran abrazo querida amiga. Un bello pema.

isa dijo...

Gracias Julia. Es otro punto de vista y muy repetable tu visión sobre el tema. Creo que no es por egoismo, sólo por prudencia y por protegernos. Yo veo lícito que los humanos se escondan y pongan pinchos de por medio si esto les va a causar bienestar, y con ello no hacen daño a nadie, sólo a ellos mismos que se aislan.

Hay que poner solución en la niñez, cuando aun la personalidad se está haciendo. Hay que enseñar a ser valientes, a no esconderse y sobre todo a amarse a uno mismo, pues si no nos queremos a nosotros, como vamos a querer a los demás.

Graciassssssssssssss. Un abrazo

Myriam dijo...

Escribes muy bonito Isa. Es un tema "espinoso" y difícil muy bien expresado, con poesía.
Recibe mis saludos.

isa dijo...

Gracias Myrian, me alegro que te gusten mis humildes letras, y la forma de expresarme.
Saludos